Las vedas: Una herramienta para proteger a especies como la almeja chocolata

Las vedas son herramientas de manejo que tienen el objetivo de proteger a las especies para que pueda haber pesca por muchos años. Es un sacrificio temporal, que tendrá beneficios a largo plazo.

El pasado 30 de abril se publicó en el Diario Oficial de la Federación el Acuerdo por el que se establece una veda temporal para la captura de almeja chocolata (megapitaria squalida) en el sistema lagunar Altata-Ensenada del Pabellón, en los municipios de Navolato y Culiacán, Sinaloa. La veda es temporal porque durará dos años a partir de la entrada en vigor del Acuerdo, es decir del 1 de mayo de 2020 al 1 de mayo de 2022.

La almeja chocolata es una de las especies más icónicas y representativa de la región, reconocida por su sabor y por el peculiar color de su concha – de ahí el nombre de almeja chocolata. Sin embargo, de acuerdo con información del Instituto Nacional de Pesca y Acuacultura, en los últimos años la población de almeja chocolata en el sistema lagunar de Altata-Ensenada del Pabellón disminuyó considerablemente debido a su alta demanda y sobreexplotación.

Es por ello que  la Secretaría de Agricultura, a través de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca) y con información del Instituto Nacional de Pesca y Acuacultura (Inapesca), implementó una veda temporal para esta especie, a solicitud de los productores del mismo sistema lagunar.

Pero ¿Qué son y para qué sirven las vedas?

De acuerdo a la Ley General de Pesca y Acuacultura Sustentable, una veda es “el acto administrativo por el que se prohíbe llevar a cabo la pesca en un periodo o zona específica establecido mediante acuerdos o normas oficiales, con el fin de resguardar los procesos de reproducción y reclutamiento de una especie” (Art 4, XLVII).

Las vedas son herramientas de manejo que tienen el objetivo de proteger a las especies para que pueda haber pesca por muchos años. Es un sacrificio temporal, que tendrá beneficios a largo plazo.

En algunas ocasiones, las vedas se instalan alrededor de los periodos reproductivos de una especie para asegurar la reproducción y con ello permitir que la población de un recurso pesquero se mantenga a lo largo del tiempo.

En otras ocasiones, como es el caso de la almeja chocolata, las vedas contribuyen al reclutamiento y recuperación de una especie que generalmente ya está sobreexplotada. Al prohibir su extracción se da oportunidad a que el recurso pesquero recupere un nivel saludable y la pesca pueda continuar sin ponerlo en riesgo. En otras palabras, si no se respeta la veda, es muy probable que la almeja chocolata pueda desaparecer.

Si eres pescador o pescadora del sistema Lagunar de Altata-Ensenada del Pabellón y extrajiste almeja chocolata antes de que iniciara la veda, es importante que realices el inventario correspondiente ante la Conapesca, como lo indica el Artículo 4 del Acuerdo publicado.

La veda temporal de almeja chocolata: Un paso más hacia la pesca sostenible

La publicación del Acuerdo de la veda temporal de almeja chocolata en el sistema Lagunar de Altata-Ensenada del Pabellón, forma parte de una serie de estrategias destinadas a promover una pesca más ordenada y sostenible en la región. Entre estas estrategias destacan la publicación de un Plan de Manejo Pesquero Ecosistémico para el Sistema Lagunar de Altata-Ensenada del Pabellón, la creación de una zona de refugio pesquero total permanente para la almeja chocolata, así como la implementación de un Proyecto de Mejora Pesquera (FIP, por sus siglas en inglés) para almeja chocolata.

Todas estas estrategias han sido impulsadas de manera colaborativa desde el sector pesquero y con la Secretaría de Agricultura, a través de Conapesca e Inapesca, autoridades de pesca estatales y organizaciones de la sociedad civil como EDF de México y Pronatura Noroeste, utilizando procesos participativos y la mejor información científica disponible.

Con la implementación de esta veda temporal para la almeja chocolata en el Sistema Lagunar de Altata-Ensenada del Pabellón, el Gobierno de México continúa avanzando junto con pescadores y pescadoras mexicanas hacia una pesca más integral, equilibrada y sostenible que genere beneficios tanto a las comunidades pesqueras, como protección a nuestros recursos marinos.

Para conocer más sobre la Almeja chocolata o alguna otra especie, te invitamos a visitar la Carta Nacional Pesquera

fuente:INAPESCA

Fabian García

Apasionado del mundo de la acuicultura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *